AÑO 2017:"Memoria, Paz y Soberanía, a 35 años de la Guerra de Malvinas"

jueves, 27 de enero de 2011

BIBLIOTECA DIGITAL DE TRATADOS

Biblioteca Digital de Tratados de Cancillería

Más de 9.900 documentos tiene la Biblioteca Digital de Tratados de Cancillería, a un año de su lanzamiento. Refleja los 200 años de historia argentina y se actualiza permanentemente. Es gratuita y está abierta a todo el público.
De acceso libre y gratuito, la Biblioteca Digital de Tratados de la Cancillería argentina (http://tratados.cancilleria.gob.ar) incluye documentos firmados por nuestro país desde 1811 hasta el presente, con actualización permanente.

Esta iniciativa tecnológica tiene por objeto principal permitir que quienes consulten la web puedan tomar conocimiento, en forma rápida y transparente, de los derechos y obligaciones que surgen de los acuerdos internacionales firmados por la Argentina con otros países, con organismos multilaterales e instituciones de diversas partes del mundo a los largo de 200 años, y apreciar el valor histórico de esos documentos.

Los tratados más consultados tienen que ver con el reconocimiento de títulos y diplomas, comercio, integración regional, documentos previos a la conformación de la ONU, doble nacionalidad, impuestos, visas e inversiones.

La mayor cantidad, unos 7.000 de los 9.900 documentos que almacena la biblioteca digital, corresponde a tratados bilaterales con otros países.

Incluye también más de 2.000 instrumentos multilaterales; unos 500 acuerdos bilaterales celebrados por la Argentina con organismos internacionales, aproximadamente 100 convenios celebrados por la cancillería con otras instituciones y 25 documentos históricos nacionales e internacionales.

Además, contienen los textos de las declaraciones, reservas u objeciones realizadas por nuestro país a los tratados multilaterales.

La biblioteca fue inaugurada por la cartera diplomática en la Feria del Libro 2010, hecho que significó uno de los aportes más destacados de ese ministerio a las celebraciones del Bicentenario de la Revolución de Mayo.

El organismo es producto de un trabajo de recopilación, clasificación y digitalización que comenzó a desarrollarse hace cinco años en la cancillería.

Gran parte de los documentos están escaneados para poder reflejar los textos de la forma más fiel posible, tal y como fueron concebidos, preparados y firmados por las autoridades de todas las épocas. Pueden verse en esos formatos originales las firmas de Domingo Faustino Sarmiento; Juan Bautista Alberdi; Tomás Guido; Rufino de Elizalde; Carlos Tejedor; Bernardo de Irigoyen; Roque Sáenz Peña y Juan Domingo Perón, entre muchos otros.

A través de una página web abierta a todo el público, investigadores, estudiantes, profesionales, argentinos que viven en el exterior, extranjeros, trabajadores del ámbito legislativo y de la justicia, todo tipo de Organizaciones No Gubernamentales (ONG’s), empresas, dependencias de los gobiernos nacional, provinciales o municipales, tribunales y fiscalías, entre muchos otros, son los principales usuarios de esta biblioteca que coordina la cancillería.

Formas de búsqueda

Desde su creación en el siglo XIX, la cancillería es el depositario legal de los originales de todos los Tratados internacionales firmados por la República Argentina.

Así, el más antiguo de los acuerdos que contiene la Bibiloteca Digital es de 1811: se trata del Tratado de Pacificación entre la Excelentísima Junta Ejecutiva de Buenos-Ayres y el Excelentísimo Sr. Virrey D. Francisco Xavier Elío, del 20 de octubre de 1811,que se puede ver manuscrito.

El más reciente es el “Convenio de Cooperación entre el Ministerio de Relaciones Exteriores, Comercio Internacional y Culto y la Fundación Madres de Plaza de Mayo” del 6 de enero último, y los firmados en las Cumbres de Mercosur y Unasur, y la semana próxima ya podrán hallarse en la Biblioteca Digital de Tratados todos los acuerdos firmados durante la actual gira de la Presidenta Cristina Fernández a Medio Oriente.

La idea de realizar este proyecto surgió como consecuencia de las numerosas consultas que se recibían en forma personal o telefónica, no sólo desde el país sino también desde el extranjero.

Los contactos personales o telefónicos conllevaban un mayor esfuerzo para el consultante, mayor tiempo para la respuesta y el inconveniente de que se limitaban a uno o a un grupo de tratados sin permitir al interesado tener una visión íntegra de los instrumentos existentes sobre determinado tema.

Los consultantes suelen no tener los datos completos para identificar los tratados que les interesan. Por ello, se elaboró un amplísimo buscador con múltiples parámetros que permite identificar los documentos a partir de cualquiera de los datos que pueda poseer el consultante, por ejemplo su título, la contraparte, su fecha de celebración, el firmante, la ley que lo aprobó, su estado de vigencia, su fecha de entrada en vigor, su fecha de extinción, si la Argentina ha hecho declaraciones, reservas u objeciones o quién es el depositario, entre otros.

En forma residual, si el consultante no posee ninguno de estos datos, puede optar por buscar el tratado por la materia principal o secundaria de la que trata.

Una segunda opción residual para el caso de que el consultante tampoco conozca la materia consiste en colocar algunas letras relacionadas con la búsqueda en el campo “título” para que la Biblioteca Digital de Tratados le muestre todos los convenios que contienen esas letras.

Si ninguno de estos datos se pudiera utilizar, de todos modos el consultante tendrá acceso diferenciado a las seis categorías principales de instrumentos: con países, con organismos internacionales, multilaterales, interinstitucionales e históricos nacionales e internacionales.

Fuente:http://www.argentina.ar/noticias.php Sala de Prensa.

No hay comentarios: